3 Bases para construir la felicidad organizacional con Líderes GEFEs

Las 3 Bases del Líder GEFE para Construir la Felicidad Organizacional

El fin de semana para Martha fue muy especial. Por fin había aceptado la invitación a participar del programa de meditación del que su única amiga de la empresa, tanto le había hablado.

Con las técnicas aprendidas, Martha estaba segura de que ahora sí podría disfrutar de la felicidad tan esquiva en su trabajo. Como ejecutiva se sentía feliz y agradecida con su empresa y su labor comercial le resultaba fascinante, de manera que la ejercía con gran éxito.

No obstante los celos, las envidias y los malos comentarios de sus colegas en el equipo comercial, con frecuencia la sacaban de casillas, al punto de que evitaba pasar por la oficina, de no ser necesario.

Ese lunes en la mañana, en la reunión semanal del equipo, se sentía preparada para no dejar que la felicidad alcanzada el fin de semana se le escapara. 

Bastó el primer comentario de su más enconada rival en el equipo de ventas, para que a Martha la invadiera de nuevo su deseo de renunciar al trabajo.

¿Qué nos enseña la ingeniería sistémica sobre la felicidad?

Ingeniería Lideres GEFEs y Felicidad

Si abordamos el reto de la felicidad en el trabajo desde la perspectiva de la ingeniería sistémica, encontraríamos en primer lugar que, aún siendo una experiencia individual, la felicidad de la persona está influenciada por las condiciones de su entorno.

Como sistema de vida, la existencia del individuo está interactuando de forma activa y constante con otros sistemas vitales a su alrededor (amigos, colegas, jefes, etc.) y con condiciones ambientales, cuyo impacto en la experiencia de felicidad no se pueden ignorar.

La teoría general de sistemas, nos aporta así otras “interesantes pistas”  sobre cómo abordar entonces el desafío de la felicidad en el trabajo. 

Por ejemplo,  es claro que todo sistema tiene un propósito que le da significado a su existencia. En el entorno laboral, coexisten tanto el propósito de la persona como el de la empresa y los dos deben desarrollarse en armonía.

Los fundamentos del pensamiento sistémico, nos permiten comprender el reto de crear ambientes significativos en el trabajo, desde una perspectiva más global y por tanto más efectiva.

Liderazgo: La base # 1 de la felicidad en el trabajo.

Líder GEFE Base 1 para construir la felicidad en el trabajo

Como le ocurriera a Martha en la historia que abre este artículo, la felicidad no es resultante de la simple intención del individuo. De la misma manera, no se puede entender como una responsabilidad exclusiva de la organización para con sus empleados. 

Intención y entorno, deben articularse de forma que las dos se conjuguen creando un ambiente significativo. Sin embargo, la mirada sistémica hace evidente la existencia de un tercer factor determinante de esa experiencia: el rol del líder. 

Esta variable es tan impactante, que sin duda alguna se debe considerar como el primer pilar de la felicidad en el trabajo. Tanto así que por sí solo hace la diferencia entre un entorno feliz o decepcionante para el trabajador.

Con la llegada de un nuevo ser humano al entorno laboral y su cosmovisión asociada al disfrute en el trabajo como requisito necesario para permanecer en la empresa, como lo vimos en el artículo anterior, el papel del líder es el de protagonista principal en la Gestión de la Felicidad.

Ahora bien, así como ha evolucionado la humanidad -el mejor ejemplo son estos seres humanos más conscientes y exigentes en la organización-,  es necesario entender que los estilos clásicos de liderazgo se quedan cortos para lograr influenciar, comprometer y movilizarlo en pro de las metas del equipo.

Por esa razón, en la parte final de la segunda década de este siglo, se ha de fortalecer un nuevo tipo de liderazgo, el de los gestores de felicidad en el trabajo, que en una licencia de autor he acuñado como "Líderes GEFEs".

Ambiente: La base # 2 para la gestión de la felicidad

El ambiente significativo que crean los Líderes GEFEs

Anteriormente se mencionaba el ambiente como parte importante de las bases para garantizar que los empleados de la organización experimenten unas condiciones en su entorno, que fomenten la autonomía.

La gestión del ambiente organizacional es de vital importancia para facilitar que las personas expresen su mayor potencial y lo pongan al servicio de la organización. Lo anterior es aún más relevante cuando se trata de seducir al mejor talento del mercado, que desea atraer la organización.

Con nuevos seres humanos que poseen un mayor dominio de la tecnología, con una conectividad integrada a su estilo de vida y el derivado acceso a la información de forma inmediata e ilimitada, es necesario que la organización redefina sus políticas, en procura de brindar mayor autonomía a sus integrantes.

Hasta hace apenas unas décadas, tuvieron mucha vigencia e importancia las estructuras jerárquicas, las políticas que pretendían estandarizarlo casi todo – inclusive hasta la forma de vestir en la organización – y por supuesto la presencia del colaborador en el lugar del trabajo.

Hoy, los avances tecnológicos, el nivel de consciencia superior de las personas y el interés de la empresa para alcanzar resultados rápidos y confiables, exigen de una configuración del ambiente organizacional más dinámico, flexible y ante todo que fomente la confianza y la autonomía.

El salario emocional, los horarios flexibles y el teletrabajo, son aspectos que hacen especialmente atractivo el ambiente de trabajo para atraer el mejor talento disponible.

Significado: La base # 3 para ser feliz en el trabajo

El Líder GEFE como gestor de significados para crear pasión

La mirada sistémica nos permite comprender que aún con ambientes de trabajo flexibles y con el estilo de liderazgo propio de los GEFEs – Gestores de Felicidad –, no es suficiente para asegurar una experiencia de felicidad en la empresa.

Por supuesto que hay que contar en la ecuación con el papel y la responsabilidad que tiene el individuo en la recreación de su propia felicidad en torno a las tareas que realiza para la organización.

Es por eso que la gestión de los significados cobra vigencia. Mientras el trabajador le dé una carga de significado de nivel superior, estará presente la pasión por su trabajo y como consecuencia, el compromiso  propio de la tarea hecha con amor.

Sin embargo, cuando el significado del trabajo está asociado a la satisfacción de las necesidades básicas para sobrevivir, es imposible que el compromiso esté presente. Infortunadamente, los más recientes estudios establecen que hasta un 87% de los trabajadores hoy, clasifican en esta categoría.

Es por eso que la apatía frente al trabajo, la falta de iniciativa, de proactividad y de innovación, son retos constantes para los líderes de hoy. 

Solo cuando se logra que el individuo haga una alineación de su tarea con los significados de nivel superior, como una causa social o mejor aún con su propósito de vida, lograremos activar de nuevo la pasión y la felicidad frente al trabajo.

Este aspecto es de especial relevancia cuando se desea obtener el compromiso frente a su trabajo en los nuevos seres humanos que habitan nuestras organizaciones.

La gestión de la felicidad en su organización

Líder GEFE capaz de generar felicidad en el trabajo

Ahora que conoces en detalle las tres bases sobre las cuales se construye la felicidad en el trabajo, como una estrategia de intervención sistémica, seguro te será posible empezar a diseñar las primeras acciones para hacer de este concepto una verdadera herramienta de gestión.

Por lo pronto, si el objetivo es comenzar a construir la felicidad organizacional como estrategia competitiva en tu empresa, te invito a reflexionar sobre tu próximo paso, con base en la siguiente pregunta: 

¿Cuál de los tres pilares debería ser la prioridad de atención en tu negocio, hoy?